El consumo de fibras previene enfermedades como el cáncer

La fibra tiene un sinnúmero de beneficios para el cuerpo desde lo estético a lo orgánico, ya que regula el funcionamiento metabólico, ayuda a bajar de peso, limpia las vías sanguíneas y, en consecuencia purifica la piel. Acelera el tránsito intestinal y previene enfermedades como cáncer al colon y diabetes crónica.

Por Andrea Campos

Una alimentación sana es la clave para mantener un cuerpo equilibrado en su funcionamiento. Cada acción que realiza el estómago, el páncreas, el hígado, los pulmones y el corazón. Entre los más importantes tiene correlación con la ingesta de alimentos, por ejemplo no podemos exigir a nuestro hígado que ejerza su función desde el equilibrio, si comemos frituras o no ingerimos agua potable. Te preguntarás ¿Por qué?

El funcionamiento de nuestro organismo depende mucho del consumo de agua, minerales, proteínas y  vitaminas. Las fibras vienen a sumarse a este inventario alimenticio para cumplir una labor fundamental para la absorción de alimentos y el equilibrio en el motor metabólico.

Las fibras nos ayudan en la función reguladora digestiva en la ingesta de alimentos que el cuerpo no logra digerir solo por su incapacidad de filtro orgánico.   La fibra es un conjunto de sustancias que encontramos en vegetales, frutas, cereales y legumbres, que no pueden ser digeridas por el aparato digestivo si no las acompañamos de este tipo de ingesta.

Prevención de enfermedades

La fibra dietética

Es un actor preponderante en la prevención de enfermedades como colon irritable, evita la formación de caries, estimula la secreción gástrica, regula el transito intestinal, esto aumenta las eliminación de eses fecales, aporte en la regulación de calorías en el cuerpo, previniendo enfermedades cardiorrespiratorias  y ayuda a la función reguladora digestiva que tiene como consecuencia un aporte en los tratamientos de obesidad o sobrepeso, absorbe la glucosa presente en los alimentos, por lo que también es importante en el tratamiento contra la diabetes.

Las fibras actúan en la digestión al ayudar a producir mas salivación, permanece mayor tiempo en la boca estimula la secreción gástrica y produce saciedad estomacal.

La Fibra también se clasifica

De acuerdo a su acción en nuestro organismo

Soluble

Este tipo de fibra retarda la absorción de glucosa, reduce los niveles sanguíneos de colesterol. No posee efecto laxativo. (Frutas y hortalizas).

Insoluble

Su efecto es laxante ya que acelera el tránsito intestinal. Aporta en la digestión y también ayuda a reducir las dosis de glucosa en el cuerpo. (Cereales Integrales y legumbres)

Se recomienda consumir fibra al desayuno, con cereales y frutas, el ideal es que su consumo sea con cáscara, como aporte para regular la digestión desde el primer consumo de alimentos del día. Y al almuerzo: legumbres (lentejas, porotos, garbanzos) al menos una vez a la semana.

About these ads

Acerca de elmedioinformativo
Nada de términos medios... somos El Medio.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: